info@buenosaires2018.com

prensa@buenosaires2018.com

Una de las atletas juveniles más completas del mundo sueña con participar en Buenos Aires 2018

2018-02-05 14:52:56

COMPARTIR

Con apenas 16 años, María Vicente García se consagró campeona mundial juvenil de heptatlón. A pesar de que la prueba no será parte del programa deportivo en los Juegos Olímpicos de la Juventud, la española apuntó en que disciplinas quiere ser protagonista y competir contra las mejores deportistas juveniles del planeta.

“Los Juegos me los imagino súper bonitos y divertidos, con muchísima gente, muy buen ambiente. Estoy con muchas ganas de disfrutarlos".

El atletismo español tiene un nombre que llama la atención. A mediados de 2017, María Vicente García logró coronarse campeona en el Mundial juvenil de heptatlón, en el torneo que se realizó en Nairobi, la ciudad más popular de Kenia.

“Fue toda una sorpresa. Yo no había entrenado para llegar a ser lo que fui. Nunca habría pensado que iba a volver a casa con una medalla de campeona del mundo”, comentó la joven atleta.

El heptatlón es una prueba que combina siete disciplinas del atletismo: 100 metros con vallas, salto en alto, lanzamiento de martillo, 200 metros, salto en largo, lanzamiento de jabalina y los 800 metros.

Dicha combinación de pruebas no será de la partida en la próxima edición de los Juegos Olímpicos de la Juventud. Pero sí lo serán la mayoría de las competencias que la componen, algo que le permite a María Vicente García ilusionarse con ser protagonista en Buenos Aires 2018.

“Todavía estamos analizando en que prueba vamos a presentarnos. Lo que sé es que será un campeonato con muchísimo nivel y gente muy, muy buena de todas partes del mundo”, expresó.

“Yo voy a ir a darlo todo, a disfrutar como ya lo he hecho otras veces y a hacer lo mejor que pueda. Si sale como la última vez estaré súper contenta y orgullosa. Sino seguiré trabajando para llegar a lo más alto”, agregó.

Las pruebas en las que tiene mayor potencial son los saltos, las carreras con vallas y los 200 metros en la pista. Sus antecedentes lo confirman: con seis récords españoles en categorías formativas, María brilló en Nairobi con 6.05 metros en salto en largo, 1.73 en salto en alto, un extraordinario tiempo de 24.00 en los 200 metros y 13.74 en 100 con vallas.

“Todavía se tiene que confirmar mi participación en los Juegos, pero desde luego que es uno de los grandes objetivos del 2018 para mí”, expresó la hija de madre nacida en Cuenca, España, y de padre oriundo de La Habana, Cuba.

Para el ambiente del atletismo español, García está llamada a ser la próxima Ruth Beitia, campeona Olímpica en salto en alto en Rio 2016.

Más allá de su presente prometedor, vive con suma calma su posible actuación en Buenos Aires 2018. Pero no puede dejar pensar en lo que sería visitar la capital argentina del 6 al 18 de octubre próximo.

“Los Juegos Olímpicos de la Juventud tienen pinta de que serán espectaculares, con un muy buen ambiente. El hecho de que sean en Sudamérica me hace muchísima ilusión porque desde pequeña siempre he querido “cruzar el charco” y es especial que sean en Buenos Aires, que es un sitio que me encanta, me hace mucha más ilusión”.

A la nacida en Barcelona -se crio y vive en L’Hospitalet, a unos 6 kilómetros de la capital catalana- no le faltan referentes.

“Mis ídolos son el decatleta Ashton Eaton (campeón Olímpico de Londres 2012 y Rio 2016) y Usain Bolt. A nivel español, mis grandes referentes a seguir son Ruth Beitia, que siempre luchó hasta conseguir lo máximo como lo es ser campeona Olímpica, y Jorge Ureña, decatleta español a quien admiro mucho”.

Al atletismo llegó a los 11 años y sus ganas de hacer múltiples disciplinas le marcaron el camino.

“Empecé en la disciplina porque llegaba el momento de decidir que prueba quería hacer y no podía. Eso me parecía muy aburrido y monótono así que opté por empezar a hacer heptatlón… y bueno aquí sigo”, recordó.

Sus días pasas entre los entrenamientos y la escuela. ¿Cómo compagina ambas actividades? “En la semana estoy viviendo en el Centro de Alto Rendimiento de Sant Cugat, en Barcelona. Me despierto sobre las 7:50, entro al instituto y hago tres clases, donde acabo a las 10:50. A las 11:30 me voy a entrenar. Después de comer me voy a la habitación y descanso un poco y a las 15:15 vuelvo a entrar al instituto otras tres clases hasta las 17:45 que salgo y me voy a merendar. A las 19 vuelvo a entrenar, aunque solo hago doble turno los lunes, miércoles y jueves. Después de entrenar voy a cenar y al acabar me voy a la habitación, estudio, llamo a mi madre y a mis familiares, veo un poco la tele y a dormir”, explicó la deportista juvenil.

Bajo la tutela de Fernando Martínez, su entrenador, María Vicente García vive un gran momento en su corta carrera. Y en este 2018 que recién comienza, ya se imagina lo que sería ser parte de Buenos Aires 2018.

“Los Juegos me los imagino súper bonitos y divertidos, con muchísima gente, muy buen ambiente. Estoy con muchas ganas de disfrutarlos, al igual que de participar en el Campeonato de Europa Sub 18”, añoró la joya del atletismo español.

El atletismo en Buenos Aires 2018 tendrá 38 pruebas, divididas en cantidades iguales para hombres y mujeres, que comprenderán un total de 680 atletas. Las competencias de pista serán 10, en el campo serán ocho y debutará la modalidad cross country.

La Federación Internacional de Atletismo (en sus siglas en inglés, IAAF) basará la clasificación a los Juegos teniendo en cuenta la participación de los juveniles en los últimos dos Campeonatos Mundiales Sub 18 y los rankings mundiales de cada disciplina, según el cupo que presente cada Comité Olímpico Nacional a la Federación Internacional.

<< volver