info@buenosaires2018.com

prensa@buenosaires2018.com

La medallas se ganan en los entrenamientos, asegura Delfina Pignatiello, la joven estrella de la natación argentina

2018-01-09 12:45:40

COMPARTIR

La bicampeona mundial juvenil del 2017 se prepara para llegar de la mejor forma a los Juegos Olímpicos de la Juventud en la capital argentina. La semana pasada logró las cuatro marcas fijadas por la Federación Internacional de Natación (FINA) para ser elegible para competir en Buenos Aires 2018.

"Buenos Aires 2018 es mi gran objetivo. Para eso estamos entrenando".

Muy concentrada. Así ingresó Delfina Pignatiello al centro acuático en Buenos Aires donde la semana pasada sacó boletos para los Juegos Olímpicos de la Juventud Buenos Aires 2018 al lograr las marcas clasificatorias en el Campeonato de la República, un torneo juvenil para atletas argentinos.

Después de tener un 2017 inolvidable, la joven nadadora de 17 años ya tiene marcado en el calendario cuál será la competencia en la que buscará volver a brillar. "Buenos Aires 2018 es mi gran objetivo. Para eso estamos entrenando. Toda la planificación junto mi entrenador está basada para llegar en la mejor forma a los Juegos Olímpicos de la Juventud", expresó la nadadora oriunda de San Isidro, una localidad de la provincia de Buenos Aires.

¿Por qué el año que acaba de terminar fue consagratorio para Delfina? En el Campeonato Mundial Juvenil de Indianápolis, Estados Unidos, logró coronarse como la mejor del mundo en los 800 metros libre, con nuevo récord sudamericano para la prueba. Y en los 1.500 metros libre ganó la competencia con más de 30 segundos de diferencia de la que quedó en el segundo puesto. Cuando salió de la piscina y vio que había marcado menos de 16 minutos -su tiempo fue de 15:59:51- no lo podía creer: ese registro le valió el récord de la competencia.

Solo otras tres nadadoras han logrado bajar de los 16 minutos en esa prueba antes de cumplir los 18 años, en un ranking encabezado por la multi-medallista Olímpica Katie Ledecky, de Estados Unidos.

Para Pignatiello, la natación es parte de su vida desde que dio sus primeros pasos. "Empecé a nadar cuando era bebé. Mi mamá me enseñó, que es profesora de natación", le comentó la atleta a buenosaires2018.com.

A partir de los 12 años comenzó este viaje vertiginoso por el agua. La historia comenzó en el Club Municipal de San Isidro, su lugar de entrenamiento diario. Allí, Juan Carlos Martín se transformó en algo más que sólo su entrenador. Conocido en el mundo de la natación argentina como “El Gallego”, este hombre fijó las bases de trabajo para moldear a una niña con un talento natural.

"Él siempre me dice que la natación es para gente inteligente. Eso significa que hay que ser disciplinado y responsable para entrenar y competir", sintetizó la deportista que consiguió ocho medallas en los Juegos Suramericanos de la Juventud Santiago 2017.

"Y la otra frase que me dice siempre es que las medallas se ganan de lunes a viernes y los sábados se pasan a buscar. Eso me hizo comprender que hay que entrenar duro, muy duro en la semana para tener éxito en el momento de la competencia", agregó.

En lo que fue la primera competencia oficial del 2018, Pignatiello se acercó un paso más a su participación en los Juegos Olímpicos de la Juventud. En el marco del Campeonato de la República, un torneo para jóvenes nadadores de entre 16 a 21 años de toda Argentina, ganó la prueba de 200 metros libre con un tiempo de 2:00:61, bajando su propio registro, y también los 400 metros libre con 4:09:85. Además, en el certamen se impuso en la prueba de 100 metros libre con 56:88 y en los 800 metros libre, registrando 8:38:82. En total logró cuatro marcas A que solicita la Federación Internacional de Natación (FINA) para ser elegible para competir en Buenos Aires 2018.

Será tiempo de seguir trabajando para Pignatiello. Ahora, en algunas semanas, le esperan unas merecidas vacaciones. Será tiempo de relajarse, antes de seguir con la rutina diaria junto a su entrenador. "Me levantó a las 4.50 de la mañana y entrenamos de 5.30 a 7.30. Por la tarde completo mi segunda sesión de entrenamiento del día", describió.

Casi 4.000 jóvenes atletas, de 206 países, llegarán a Buenos Aires para competir en los Juegos Olímpicos de la Juventud entre el 6 y el 18 de octubre.

Para Pignatiello, competir en casa significará sentir algo que nunca olvidará: "Que los Juegos se realicen en Argentina es un orgullo muy grande. Vamos a tener a toda la gente a nuestro favor, algo que nos va a ayudar mucho a todos los atletas".

<< volver